Efectos de la pólvora en los perros l Efecto Ringo

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar tu experiencia, intereses y nuestros servicios. Si continúas navegando consideramos que aceptas su uso. Puedes obtener más información en nuestra Política de cookies.Términos y condiciones

Aceptar

banner-interna-no-polvora

Efectos de la pólvora en los perros

Para muchas personas la mejor época del año es el mes de diciembre y tiene mucho sentido, los familiares que viven lejos se acercan de nuevo, las reuniones con los amigos regresan, los motivos para celebrar sobran y como si fuera poco, la comida más rica se prepara en este mes: manjar blanco, natillas, empanadas, entre otras exquisiteces, no pueden faltar en las mesas colombianas.

Si las festividades solo se limitaran a encuentros con amigos y familiares o a un viaje de descanso y por supuesto, las comidas típicas, seguramente también sería la época favorita de las mascotas, pero ellas lamentablemente no viven con tanta alegría este mes debido a los continuos estallidos ensordecedores de la pólvora que los desorienta. ¿Se han detenido a pensar que siente su perro en esos momentos?

¿Cómo le afecta la pólvora a los perros?

Imaginen por un momento...Se encuentran tranquilos rodeados de las personas que aman en su hogar, con tus sentidos agudos percibes todo en la casa, olfateas hasta casi saborear las comidas ricas que cocinan y escuchas hasta el mínimo susurro que conversan. Es un momento agitado pero como no sabes leer el calendario ni el reloj no entiendes que pasa.

La pólvora en los perros

De repente y sin avisar, el cielo estalla en truenos y luces como bolas de fuego que parecen que caerán sobre ti. Buscas desesperadamente a tu familia, los ves correr y gritar hacia la calle, suben el volumen de la música estridente y no entiendes qué sucede, agudizas tus sentidos para tratar de comprender pero te chocas con un fuerte y penetrante aroma a humo y químicos quemados, pero no ves fuego… Y antes de que puedas reaccionar a la situación, el cielo vuelve a explotar.

Te comienzas a preguntar: ¿por qué nadie huye? ¿Dónde está tu familia? ¿Dónde está la persona que prometió protegerte? Mientras tu cabeza estalla en preguntas, tu cuerpo comienza a temblar descontroladamente; tu corazón ya subió a la garganta, palpita cada vez más fuerte y sólo puedes pensar en cómo escapar de allí. Buscas un escondite, un lugar seguro, el mundo gira, la luz cambia, los sonidos te ensordecen y olvidas dónde estás; el terror se apodera de ti y un impulso incontrolable te grita que corras, que salgas de ahí, que busques un lugar tranquilo y corres… Corres tan rápido como puedes, corres para sobrevivir, corres hasta cansarte y caer rendido.

Qué causa la pólvora en los perros

La pesadilla pasó, en la mañana despiertas con la boca seca y la sensación de que algo salió de tu cuerpo o como si te hubiera aplastado un camión y aun, sin entender qué sucedió, tratas de reconocer dónde estás y no hace falta mucho tiempo para darte cuenta que estás perdido y extraviaste a tu familia.

Es una sensación terrible ¿no lo crees? Ahora trata de imaginar este escenario pero como un perro de la calle que no tiene una familia que lo busque o lo ame y tampoco tiene donde refugiarse, o un ave silvestre que abandona su nido desorientada que vuela en direcciones errantes y luego no encuentra cómo regresar con sus polluelos. Es claro que las mascotas encienden nuestro sentido de protección y empatía, pero no debemos olvidar que la pirotecnia tiene efectos negativos en toda la fauna local.

Recomendaciones

No lo dejes solo:

si tu ringo se encuentra muy estresado y tembloroso, trata de mantener la calma, si te asustas él se asustará también. Cuando acabe la pirotecnia trata de mostrarle que todo está bien invitándolo a jugar.

Evita sobre estimularlo:

trata de no acariciarlo para calmarlo ya que puede pensar que ese comportamiento es correcto; tampoco lo castigues o regañes ya que lo puedes exaltar aún más. Quédate con él y háblale en tono suave y calmado.

La pólvora afecta a los perros

Consulta con el veterinario:

si tu perro está muy nervioso, pregúntale al veterinario por medicinas que le ayuden a tranquilizarse un poco; no lo automediques ya que puede presentar efectos secundarios.

Aislarlo del ruido:

llévalo a una habitación donde se escuche menos el estallido de la pólvora, en lo posible no lo dejes escapar o que se acerque a la calle; una vez percibas que está un poco más calmado, ofrécele un poco de su alimento ringo favorito y muchas caricias.

Disfruta y celebra esta época navideña, pero no olvides acompañar a tu ringo y recordarle que estás ahí para cuidarlo. Cuéntanos en nuestras redes sociales @efectoringo en Instagram y Efecto Ringo en Facebook ¿Cómo viven la navidad con su mascota?